Scuola Secondaria di Primo grado

El ciclo de la Scuola Media se caracteriza por su aspecto formativo, fundamental en la etapa de desarrollo que comienzan a atravesar los alumnos. El objetivo central es el de construir con ellos los elementos necesarios para vivir de manera serena y productiva su proceso de crecimiento y darles los instrumentos educativos y didácticos esenciales para que enfrenten de manera autónoma y con éxito los próximos ciclos de estudio.

Nivel educativo Scuola Secondaria di Primo Grado

La Scuola Media se caracteriza por su aspecto formativo, fundamental en la etapa de desarrollo que comienzan a atravesar los alumnos. El objetivo central es el de construir con ellos los elementos necesarios para vivir, en forma serena y productiva, su proceso de crecimiento y darles los instrumentos educativos y didácticos esenciales para que enfrenten de manera autónoma y con éxito los próximos ciclos de estudio.

En esta etapa se hace énfasis especialmente en los objetivos educativos, comunes a los diferentes ciclos y que se comienzan a trabajar desde el Preescolar; por esta razón en la Scuola Media los contenidos de las diferentes asignaturas no son el fin sino el medio a través del cual los alumnos adquieren progresivamente autonomía, mediante el desarrollo del sentido de la responsabilidad, del método de estudio, de la autodisciplina y del espíritu analítico y crítico en relación con sí mismos y en relación con los demás.

Nuestros alumnos, a diferencia de los alumnos italianos, terminado este ciclo, tienen la posibilidad de escoger  entre tres tipos de bachillerato superior: científico, lingüístico y artístico por lo tanto, tenemos una meta compleja por alcanzar, dado que debemos lograr que todos los alumnos obtengan los instrumentos fundamentales para enfrentar un ciclo escolar exigente.

Con el fin de alcanzar tales objetivos

La Scuola Media se propone en particular:

  • Elevar el nivel de escolarización y el porcentaje de éxito escolar.
  • Ofrecer una respuesta adecuada a las necesidades individuales.
  • Promover el crecimiento responsable.
  • Motivar un aprendizaje conciente.
  • Desarrollar la atención y el respeto hacia sí mismos, hacia los otros y hacia el ambiente.
  • Educar a la convivencia en el respeto de la diversidad, entendida como valor.
  • Consolidar en los jóvenes los valores del empeño, la responsabilidad, la solidaridad y el método de la crítica constructiva, de la confrontación y de la investigación.
  • Proveer a todos los alumnos un bagaje cultural adecuado a sus capacidades, intereses y aptitudes.
  • Trabajar de forma sistemática el método de estudio, en todas las áreas, con el fin de ayudar a los alumnos a obtener resultados positivos, a mejorar su autonomía y su autoestima.
  • Investigar y aplicar nuevas estrategias encaminadas a mejorar el nivel de conocimiento y de adquisición de las habilidades lingüísticas de los tres idiomas estudiados.
  • Desarrollar capacidades críticas frente a la realidad.
  • Ampliar los horizontes culturales, sociales y humanos.
  • Garantizar transparencia y participación en los procesos de formación.

El objetivo central es el de continuar en la construcción de la autonomía de cada alumno entendida en su sentido más amplio.

Se busca en particular:

En cuanto a la formación de la personalidad: que el alumno demuestre respeto hacia sí mismo, hacia los demás y hacia el ambiente que lo rodea; que, frente a cualquier aspecto de la vida, sea capaz de analizar diferentes alternativas y tomar decisiones; que sea capaz de reconocer sus errores y usarlos como oportunidad de crecimiento y autoevaluación; que haya interiorizado las normas de convivencia mediante el respeto de las normas establecidas por el colegio.

En cuanto a la formación como estudiante: que haya alcanzado la escolarización necesaria para continuar el ciclo de estudios sucesivo (participación atenta y conciente al diálogo educativo); que haya interiorizado la responsabilidad individual de su proceso de aprendizaje a través de un método de estudio adquirido mediante una disciplina cotidiana de trabajo, una organización eficaz de tiempos, espacios y modalidades de trabajo, la conciencia de la necesidad de tener siempre todos los materiales necesarios ya sea en clase que en casa y competencia en el uso adecuado y autónomo de libros de texto, diccionarios, instrumentos de trabajo.

Con el fin de que el trabajo de los docentes sea más eficaz, se programan desde el mes de agosto de cada año escolar las reuniones mensuales de los Consejos de clase durante las cuales se definen y se escogen:

  • Las metodologías y las estrategias comunes.
  • Los objetivos parciales intermedios con relación al saber, al saber ser, al saber hacer.
  • Las competencias que los alumnos deberán demostrar haber adquirido progresivamente y los respectivos tiempos y modalidades de evaluación.
  • Los contenidos y las acciones didácticas.
  • Las estrategias dirigidas a que se alcancen las diferentes necesidades formativas (proyectos específicos).

Cada Consejo de clase selecciona los contenidos de las asignaturas teniendo en cuenta que:

  • Las nociones no son el fin de la enseñanza sino el instrumento para la adquisición de habilidades con fines formativos y didácticos.
  • Los programas ministeriales son puntos de referencia a partir de los cuales cada docente selecciona los contenidos de acuerdo con sus objetivos.
  • Cada docente debe elaborar su hipótesis de trabajo, estructurada en objetivos generales y específicos, metodologías, contenidos e instrumentos de evaluación, de acuerdo con la programación general del Consejo de clase.
  • La evaluación anual final se refiere a la eficacia de todo el proceso de interacción enseñanza-aprendizaje.

Solicite mayor información